Atención oportuna en el bebé prematuro reduce cifras de mortalidad: Dr. Pepe Cruz

•             Ocho hospitales en el estado cuentan con Unidad de Cuidados Intensivos Neonatales para la atención del bebé prematuro

•   Destacan los hospitales materno-infantil de Comitán, San Cristóbal y “Dr. Rafael Pascacio Gamboa” de Tuxtla, como unidades integrales para manejo de prematuros

•             El control prenatal en las mujeres embarazadas reduce el riesgo del nacimiento prematuro

Tuxtla Gutiérrez, Chiapas; 16 de noviembre de 2021.- En el marco del Día Mundial del Niño Prematuro, que se celebra el 17 de noviembre de cada año, el secretario de Salud del estado, doctor Pepe Cruz, destacó la gran labor que realiza el equipo multidisciplinario de las unidades de Cuidados Intensivos Neonatales (UCIN) de los hospitales, ya que gracias a su intervención, en lo que va del año se han atendido tres mil 156 nacimientos de bebés prematuros.

El funcionario estatal informó que las unidades de salud que han brindado la atención y cuidados adecuados en estos partos prematuros son los hospitales Regional “Dr. Rafael Pascacio Gamboa” en Tuxtla Gutiérrez, de la Mujer en San Cristóbal de Las Casas y Comitán, así como Bicentenario en Villaflores y generales de Pichucalco, Palenque, Tapachula y Tonalá, que cuentan con la UCIN.

Recalcó que esto ha sido posible gracias a que en la administración del gobernador Rutilio Escandón Cadenas se ha dado el fortalecimiento de la infraestructura hospitalaria con equipo médico, además de la capacitación continua al personal de salud.

El doctor Pepe Cruz señaló que un bebé es considerado prematuro cuando nace antes de las 37 semanas de gestación, y se determina por diversos parámetros médicos como peso, talla, complicaciones y afectaciones en algunos de los órganos vitales.

Asimismo, indicó que el bebé prematuro se divide en tres estadios, que son: prematuro extremo, menor a las 32 semanas; prematuro medio, de 32 a 34 semanas; y prematuro tardío, considerado entre las 35 y 36 semanas.

Aunado a lo anterior, dijo que también son catalogados de acuerdo con factores propiamente de la salud de la madre y por condiciones secundarias a alteraciones del producto, es decir, que el bebé tenga alguna malformación o padecimientos hereditarios, como problemas del corazón o neurológicos.

El secretario de Salud apuntó que los factores más comunes detectados en las madres embarazadas que ocasionan nacimientos prematuros son las infecciones maternas en genitales, problemas de la presión arterial (preeclampsia y eclampsia), diabetes, desnutrición o algún accidente por caída; y en factores secundarios previamente del bebé son malformaciones gastrointestinales, cardiacas y neurológicas, que tienden a favorecer que el organismo materno trate de tenerlos antes de tiempo.

Mencionó que las UCIN cuentan con médicos especialistas en neonatología, pediatría y personal de enfermería con especialidad en cuidados neonatales, quienes se encuentran en los diferentes turnos para brindar atención a los bebés que se encuentran internados en el área. Es de resaltar que el personal de enfermería capacita a la madre desde el ingreso del recién nacido para conocer el manejo, cuidados y alimentación (lactancia materna), y realizar un trabajo coordinado para su mejoría.

Para prevenir y disminuir los nacimientos prematuros, el doctor Pepe Cruz recomendó a las mujeres acudir al control prenatal desde que la prueba de embarazo sale positiva, ya que gracias a estas consultas mensuales se pueden prevenir factores de riesgo que compliquen la salud del binomio madre e hijo.

En caso de algún síntoma de alarma, el médico familiar del centro de salud refiere a la paciente al hospital más cercano para recibir atención especializada y prevenir el nacimiento prematuro, que es de alto riesgo de mortalidad.

Compartir

Redacción Debate Chiapas

Post relacionados