Reconoce Dr. Pepe Cruz a profesionales de la Salud del Hospital de Tapachula que salvaron extremidad de paciente

•             Un equipo multidisciplinario de la unidad de salud intervino con éxito a joven de 24 años, quien tenía el riesgo de perder su pierna izquierda

Tapachula, Chiapas; 07 de noviembre de 2022.- El secretario de Salud del estado, doctor Pepe Cruz, reconoció la intervención multidisciplinaria que se realizó con éxito en el Hospital General de Tapachula para poder salvar la pierna izquierda de paciente masculino que ingresó con diagnóstico de traumatismo grave en dicha extremidad.

El titular de la Secretaría de Salud estatal subrayó que gracias a la atención oportuna del personal de los servicios de urgencias, traumatología y ortopedia, y clínica de heridas, se puede dar cuenta de este caso de éxito, toda vez que el abordaje a nivel hospitalario evitó la amputación de la pierna del paciente, mediante el trasplante de tejido.

Sobre el caso, el doctor Pepe Cruz detalló que Edy “N”, de 24 años de edad, originario del ejido San Antonio Chicharras del municipio de Tapachula, ingresó al Hospital General con lesiones severas a causa de un accidente automovilístico, por lo que requirió de un plan quirúrgico y de recuperación en la clínica de heridas.

Mencionó que debido a la gravedad de la lesión, el paciente necesitó injertos de piel, que fueron extraídos de una parte de su cuerpo, para cubrir las heridas, principalmente de la pierna izquierda, extremidad que siempre estuvo en riesgo de perderla. Sin embargo, gracias a la intervención del equipo multidisciplinario del hospital, luego de tres meses de permanecer internado, fue dado de alta y actualmente camina de manera normal.  

Cabe señalar que un injerto cutáneo es un fragmento de piel que se obtiene a través de una cirugía. En ésta se separa por completo la pieza de una región corporal, para luego trasplantarlo al lugar que presenta un defecto o una lesión, en este caso fue extraído del muslo derecho.

El especialista en traumatología y ortopedia del Hospital General de Tapachula, Andrés de Jesús  Palomeque Prado, explicó que desde el ingreso del paciente al servicio de urgencias, el personal intervino de manera oportuna con múltiples lavados; el equipo de traumatología le realizó modificaciones en la rotación muscular; y cuando las condiciones de los tejidos blandos estuvieron óptimas, con ayuda de la clínica de heridas se le hizo el injerto de piel mediante un dermatomo. 

El Hospital General de Tapachula cuenta con el equipo sofisticado para poder realizar este tipo de procedimientos y lograr con ello poder rehabilitar zonas cutáneas dañadas por quemaduras o traumatismos de grado tres, y se interviene de acuerdo con la necesidad de cobertura del defecto; los injertos pueden ser continuos, es decir, aquéllos formados por uno o varios fragmentos que, al unirse entre sí, logran cubrir toda la pérdida de sustancia.

Compartir

Redacción Debate Chiapas

Publicación relacionada